Con un comunicado de prensa, el gobierno de Rodrigo Chaves pide a las Universidades brindar cuentas claras de lo que hacen con el dinero de los costarricenses.

Presupuesto de educación es compartido, y si bien el FEES es importante para el desarrollo educativo del país, las instituciones universitarias siguen creyéndose repúblicas independientes.

Ante esto a través de un comunicado de prensa del Ministerio de Hacienda el gobierno de Rodrigo Chaves menciona lo siguiente:

No estamos de acuerdo en dar un cheque en blanco a las universidades a costillas de que las escuelas y colegios sigan en el apagón. Por lo anterior, hacemos una vehemente solicitud a las universidades estatales para lograr:

  1. Aumento en las becas por regiones con mayores desigualdades.
  2. Aumento en cupos de carreras de Ciencias, Tecnologías, Ingeniería y Matemáticas.
  3. Que pongan control y equidad a los salarios abusivos y se sujeten a la Ley Marco de Empleo Público.
  4. Un aumento en las carreras virtuales que han demostrado que les genera ahorros.
  5. Cumplir con la Ley Orgánica de la Universidad Técnica Nacional que textualmente dice que deben formar parte del FESS desde el año 2010.
  6. Aumentar la colocación laboral de sus estudiantes, especialmente en regiones con mayor rezago.
  7. Acreditación en bilingüismo en nivel B2 para mejorar la empleabilidad.
  8. Que sus programas de investigación estén ligados a las metas del Plan Nacional de Desarrollo, y que los resultados de esta investigación impacten en el desarrollo nacional y tengan utilidad práctica.
  9. Que sean transparentes, no engañen a la opinión ni a la comunidad estudiantil,
    que muestren datos incluyendo el costo por estudiante y la asignación real en becas.
  10. Admitir un mayor porcentaje de alumnos en condición de pobreza extrema, pobreza y vulnerabilidad.

Es cierto, el derecho de las universidades públicas a poder tener su autonomía es importante para evitar silenciar el desarrollo de las mentes más importantes de nuestro país.

Sin embargo, la realidad actual es que los costarricenses ya están cansados de ver como estas importantes instituciones educativas se convierten en aparatos burocráticos llenos de salarios elevados y jugosas piñatas para empleados públicos.

Basta con ver lo difícil que es para los estudiantes a veces poder terminar sus estudios con becas que a veces no alcanzan, o los reducidos cupos que, a veces obligan a estudiantes esperar hasta un año más para poder terminar sus carreras.

Ahora, para la gente que tiene que trabajar y estudiar resulta casi imposible ingresar a una universidad pública sin una beca, ya que los horarios están hechos para que los estudiantes se dediquen a tiempo completo a la Universidad.

Son muchos años con esta problemática, y esto sigue sin cambiar, mientras los jugosos salarios con pluses de profesores y personal administrativo siguen abarcando el grueso del presupuesto universitario.

Ante esta situación, los sindicatos de empleados y grupos de poder de las Universidades Públicas se han puesto manos a la obra y realizarán protestas para oponerse a cualquier reducción al presupuesto. Siempre buscando el apoyo de los estudiantes, los cuales sin importar el resultado van a ser los perdedores en todo esto al ver cupos reducidos o espacios cerrados. (porque si llega menos dinero, cualquier cosa se toca menos los salarios y los pluses)

About the author

Daniel Lopez

Leave a Comment

es_ESSpanish